Operación Chamartín recibe el visto bueno de la Comunidad de Madrid

0
7


Recreación del proyecto Madrid Nuevo Norte, heredero de Operación Chamartín

El Consejo de Gobierno de la Comunidad de Madrid ha aprobado este miércoles Madrid Nuevo Norte, proyecto más conocido como Operación Chamartín, que se presenta como el mayor proyecto urbanístico de la ciudad y que permitirá a las Administraciones Públicas ingresar a efectos fiscales 3.793 millones de euros.

En concreto, Madrid Nuevo Norte afectará a una superficie de más de tres millones de metros cuadrados de superficie, lo que equivale a 460 estadios de fútbol.

El desarrollo urbanístico, que ha estado más de un cuarto de siglo encallado, incluirá la construcción de 10.500 viviendas, un 20% de ellas de protección pública, y un centro de negocios con más de un millón de metros cuadrados de oficinas y tres rascacielos.

Desde el ejecutivo regional advierten de que el centro de negocios facilitará la entrada de inversión extranjera, lo que dinamizará la economía local, regional y nacional.

“Las Administraciones Públicas ingresarán a efectos fiscales 3.793 millones de euros a lo largo del desarrollo del proyecto, 559 millones de euros para la Comunidad de Madrid; 1.718 millones de euros para la Administración General del Estado y 1.516 millones de euros para el Ayuntamiento de Madrid”, explican desde el Ejecutivo regional minutos después de la aprobación del proyecto.

El visto bueno de la Comunidad de Madrid es el último paso necesario para validar este desarrollo urbanístico que fue aprobado en julio del año pasado por unanimidad en el Ayuntamiento de Madrid, tras 26 años de bloqueo político.

Con este trámite ya resuelto se prevé que se empiece ya con los trabajos de reparcelación y la formación de las juntas de compensación de cada uno de los ámbito de actuación.

Si todo evoluciona según lo previsto se prevé que los trabajos de urbanización podrán empezar a mediados o finales de 2021.

Se calcula que el proyecto requerirá una inversión conjunta de más de 7.000 millones de euros, incluyendo el pago a Adif, y permitirá crear 250.000 nuevos empleos durante los próximos años, de los cuales 130.000 serán puestos de trabajo directos y otros 120.000 empleos indirectos, apuntan desde la Comunidad de Madrid.

Promotora del proyecto

Distrito Castellana Norte (DCN), promotora que está detrás de plan, dispone de los derechos sobre gran parte de los terrenos donde se desarrollará el proyecto y que todavía son propiedad de Adif. El administrador ferroviario recibirá 1.245 millones por estos terrenos.

DCN está controlada por BBVA, propietario del 75,54% de la sociedad. El resto de la promotora se reparte entre Merlin Properties, que compró un 14,46% de DCN a SanJosé el pasado mes de octubre por un pago en metálico de 169 millones de euros.

Además, la Socimi concedió a la constructora un préstamo por 86 millones que incluye como garantía una prenda sobre el 10% restante de la participación de SanJosé en el proyecto.

Desde el pasado agosto DCN está presidida por Álvaro Aresti, que sustituyó a Antonio Béjar tras ser éste destituido por el caso Villarejo.

Transporte

Tras el visto bueno de la Comunidad, DCN abonará a Adif el importe acordado, que incluye unos 984 millones de euros a pagar mediante una hipoteca en un plazo de 20 años y con un interés del 3%, lo que implicará 261 millones adicionales.

Este proyecto incluirá además un red de estructura para facilitar el transporte público desde el inicio el diseño urbano, incluyendo la estación de Chamartín.

Así, contará con con tres nuevas estaciones de Metro y el 80% de los desplazamientos se hará por medios de transporte sostenibles con más de 13 kilómetros de carril bici.

Leave a reply